Inicio > Autónomos, Empresa, Ley, Sociedades > Leasing Financiero – Breve análisis del arrendamiento financiero

Leasing Financiero – Breve análisis del arrendamiento financiero


Estudio de los múltiples  elementos, características y requisitos que integran la figura del arrendamiento financiero, combinando en todo momento, el criterio jurisprudencial acogido por el Tribunal Supremo a fin de dar o tratar de precisar las diversas discusiones doctrinales que versan sobre la materia. Así mismo, aborda la problemática de la exención en materia del leasing financiero, su discusión, posición de la autoridad tributaria, la jurisprudencia y su conclusión.        1. Introducción 2.        Definición.  3.        Requisitos en los contratos de leasing4.        Sujetos que participan en una operación de leasing5.        Tipos de arrendamiento Financiero.6.        Naturaleza Jurídica y tesis aceptada7.        Régimen Jurídico aplicable en España8.        Ventajas e inconvenientes del leasing financiero9.        Contrato de leasing10.     Planteamiento del Problema 

1. Introducción.                                      

El presente trabajo se enfocará únicamente en hacer un análisis doctrinal de los múltiples  elementos, características y requisitos que integran la figura del arrendamiento financiero, combinando en todo momento, el criterio jurisprudencial acogido por el Tribunal Supremo a fin de dar o tratar de precisar las diversas discusiones doctrinales que versan sobre la materia.  Así mismo, abordaré la problemática de la exención en materia del leasing financiero, su discusión, posición de la autoridad tributaria, la jurisprudencia y su conclusión.  

2. Definición. 

El arrendamiento financiero más que una definición mencionada en la Disposición Adicional Séptima de la Ley 26/1988 de Disciplina e Intervención de las Entidades de Crédito, es más bien, la mención de los requisitos que debe reunir el arrendamiento financiero, siendo los siguientes: “aquellos contratos que tengan por objeto exclusivo la cesión del uso de bienes muebles o inmuebles, adquiridos para dicha finalidad según las especificaciones  del futuro usuario, a cambio de una contraprestación consistente en el abono periódico  de las cuotas a que se refiere el numero dos de esta disposición. Los bienes objeto de cesión habrán de quedar afectados por el usuario únicamente a su explotación es agrícolas, pesqueras, industriales, comerciales, artesanales, de servicios o profesionales. El contrato incluirá necesariamente una opción de compra, a su termino, a favor del  usuario.  De lo anterior, cabe precisar que:  

1.        Puede ser arrendatario toda aquella persona física o jurídica que destine el bien objeto  de la operación de leasing, por lo que el arrendatario puede ser: a)       Las empresas agrícolas, pesqueras, industriales, de servicios, etc. cualesquiera que sea su forma social.b)       Las empresas individuales.c)       Las profesiones liberales. 2. Los bienes objeto de la operación de leasing  deben quedar afectados por el usuario a su actividad industrial, comercial, etc. por lo que la gama de bienes financiables por leasing es muy amplia, sin embargo 

3. Requisitos en los contratos de leasing.  De acuerdo con el Capitulo XII de la Ley del Impuesto de Sociedades, concretamente en el articulo 128, se señalan determinados requisitos que hay que prever en los contrato de arrendamiento financiero, y son:  

v       Los contratos de arrendamiento financiero tendrán una duración mínima de dos años cuando tenga por objeto bienes muebles y de diez años cuando se trate de inmuebles o establecimientos industriales.  v       El importe anual de las cuotas de arrendamiento financiero correspondiente a la recuperación del coste del bien deberá permanecer constante o tener carácter creciente a lo largo del periodo  contractual. 

v       El importe anual de las cuotas del arrendamiento financiero deberán quedar  diferenciadas entre la parte que corresponde a la recuperación del coste del bien por la entidad arrendadora excluido el valor de la opción de compra, y  la carga financiera exigida, todo ello sin perjuicio del gravamen indirecto del cual le corresponda.  v       En todo caso tendrá la consideración de gasto o partida fiscalmente deducible  en la imposición personal del usuario  de los bienes objeto  de un contrato de arrendamiento financiero la carga  financiera satisfecha a la entidad arrendada.  

v       La misma consideración  tendrá la parte de las cuotas de arrendamiento  financiero satisfechas correspondiente a la recuperación del bien, salvo en el caso de que el contrato tenga por objeto terrenos, solares    y otros activos no amortizables. En el caso de que tal condición concurra solo en una parte del bien objeto de la operación, podrá deducirse únicamente la proporción que corresponda a los elementos susceptibles de amortización, que deberá ser expresada diferenciadamente en el respectivo contrato.  El importe de la cantidad deducible de acuerdo con lo dispuesto en el párrafo anterior no podrá ser superior al resultado de aplicar al coste del bien el duplo del coeficiente de amortización  lineal según tablas de amortización oficialmente aprobadas que corresponda al citado bien. El exceso será deducible en los períodos impositivos  sucesivos, respetando igual limite. Para el calculo del citado limite  se tendrá en cuenta el momento de la puesta en condiciones de funcionamiento del bien.  

Tratándose de los sujetos pasivos a los que se refiere el capitulo XII del Titulo VIII (PYMES), se tomará el duplo del coeficiente de amortización lineal según tablas de amortización oficialmente aprobadas multiplicando por 1,5. v       La deducción de las cantidades a que se refiere el apartado anterior no estará condicionada a su imputación contable a la cuenta de Perdidas y Ganancias. 

v       Las entidades arrendadoras deberán amortizar el coste de todos y cada uno de los bienes adquiridos para su arrendamiento financiero, deducido el valor consignado a cada contrato para el ejercicio de la opción de compra, en el plazo de vigencia estipulado para el respectivo contrato. v       Lo previsto en el articulo 11.3, véase contenido el mismo en el próximo apartado de esta Ley, no será de aplicación a los contratos de arrendamiento financiero regulados en el presente articulo.  

v       Los elementos del inmovilizado material nuevos que sean objeto del contrato de arrendamiento financiero podrán disfrutar del incentivo fiscal previsto en el apartado 2 de la disposición final novena, en los términos que se prevean en la correspondiente Ley de Presupuestos Generales del Estado.  

4. Sujetos que participan en una operación de leasing. 

El usuario o arrendatario.La sociedad de leasing Están legalmente autorizados para realizar operaciones de leasing en España: 

a)       Los Bancos.b)       Las Cajas de Ahorro.c)       Las Cajas rurales y Cooperativas de Crédito.d)       Los Establecimientos Financieros de Crédito. El proveedor. 

El  usuario.  Ya hemos apuntado que pueden ser cualquier sujeto físico o jurídico, siempre y cuando se dediquen a actividades comerciales, industriales o de servicios, así como profesionales liberales y establecimientos públicos. 

La Sociedad de Leasing. Debe entenderse la entidad financiera legalmente autorizada en cuanto a la práctica de dicha actividad.[1] 

El proveedor.Desde el punto de vista práctico de la operación es quien suministra el objeto del leasing, con las obligaciones contractuales pactadas en el contrato correspondiente, es decir, la entrega del bien en el plazo convenido, el precio pactado y las condiciones convenidas en el mismo.  5. Tipos de arrendamiento financiero. 

Aun y cuando en el presente análisis trataré únicamente la exención en arrendamiento financiero ya sea de bienes muebles o inmuebles, por lo que no me enfocaré al estudio doctrinal  de las diversas formas del arrendamiento financiero.  Sin embargo, es necesario precisar a groso modo, las modalidades del leasing, las cuales son las siguientes: q       Leasing Financiero:-        La sociedad especializada adquiere los bienes que va a utilizar el arrendatario de los mismos, pero no corre con los gastos de mantenimiento o reparación. Al final del contrato, el cliente o arrendatario podrá ejercer o no la opción de compra.  

q       Leasing Operativo: -     Arrendamiento de un bien e incluyendo el mantenimiento y reparaciones del mismo. Esta modalidad es revocable en cualquier momento. En cuanto a estos dos, la sentencia del Tribunal Supremo de 10 de abril (RJ 1981/1532) distingue entre un y otro y señala que “el leasing financiero es la usualmente utilizada como un nuevo medio de financiación de las Empresas, recae sobre bienes de equipo que quedan integrados ene l circulo de producción del usuario, con duración  calculada en función del tiempo de la vida económica y fiscal del bien de que se trata, y el computo del precio se hace de tal suerte que el importe total de las mensualidades satisfechas al termino del contrato, mas el llamado << valor residual>>, rebasan el quantum de la suma dineraria desembolsada como precio por la Entidad Financiera y arrendadora, pues obviamente  ha de abarcar la totalidad de los gastos causados por la operación, el pago de los impuestos y el correspondiente margen de beneficios para la Compañía de leasing, que ha desembolsado un capital importante, MIENTRAS, que el leasing OPERATIVO, la entidad arrendadora afronta el riesgo técnico, prestando los servicios de mantenimiento y asistencia, por el contrario en el leasing financiero, todos los gastos ocasionados por las reparaciones, mantenimiento, servicios técnicos, conservación, seguros, etc., del bien financiado, corren a cuenta del usuario, a quien incluso pueden alcanzar – si así se pacta, todos los riesgos, desde el relativo a la idoneidad del material para la explotación, funcionamiento y resultado …”  

q       Lease- back: -       Consiste en que el arrendatario arriende sus propios bienes, ya que previamente  se los vende al arrendador para que éste se los ceda en arrendamiento. Esta es una operación en la que la entidad que busca financiación transmite el bien de su inmovilizado a la entidad financiera, siendo dicho bien la garantía. La sentencia del Tribunal Supremo de 22 junio (RJ 2001/ 5073) explica que “en los contratos de lease back desaparece la figura del tercero proveedor  del bien y si bien se trata de un contrato licito y valido, al amparo  del articulo 1255 del Código Civil, para registrarlo como tal se exige que haya mediado  efectiva compra de la financiera  a la arrendataria con la consiguiente tradición, aun en la forma simbólica  de >> solo consensu << (articulo 1463 del Código Civil), pero, en todo caso es necesario  y determinante dejar de poseer en concepto de dueño o como dueño … y no basta la denominación que las partes le dieron al negocio, pues los contratos son lo que son y su calificación  viene configurada por lo que resulta efectiva y realmente pactado.” 

6. Naturaleza jurídica del leasing y tesis aceptada.  Únicamente y a fin de brindar una visión general de la complejidad de esta figura jurídica, mencionaré las tesis doctrinales más relevantes sobre esta cuestión, siendo las siguientes:  

Primera tesis: El Leasing como arrendamiento. Entre muchos autores, tales como Coillot, Illescas, Benavides, se han referido en cierta manera, que el leasing es en sí un contrato de arrendamiento. Esto no debe de sorprender, ya que si partimos de la definición del articulo 1.543 del Código Civil expresa que: En el arrendamiento de cosas, una de las partes se obliga a dar a la otra el goce o uso de una cosa por tiempo determinado y precio cierto.  

Sin embargo, las diferencias son varias:  ·          Aun y cuando al leasing se le denomina arrendamiento financiero, la disposición adicional séptima de la ley 26/1988, se refiere a esta figura como “la cesión de uso de bienes muebles o inmuebles … ”·          Aun y cuando en el arrendamiento de cosas, una de las partes tiene la obligación de pagar por tiempo determinado un precio cierto, en el Leasing  las cuotas no retribuyen la cesión de uso.·          En el arrendamiento el arrendador esta obligado a hacer todas aquellas reparaciones necesarias a fin de conservar en estado de servir para el uso a que ha sido destinada. En cambio en el leasing, no hay tal obligación por parte del cesionante, salvo pacto en contrario.·          En el leasing siempre debe de existir opción de compra al final del contrato y en el arrendamiento no.·          El leasing tiene un tratamiento fiscal especial, siempre y cuando se reúnan ciertos requisitos. 

SEGUNDA.- El leasing como compra venta a plazos con reserva de dominio. En la Sentencia del Tribunal Supremo de 10 de abril de 1981 (RJ 1981/1532) en el considerando segundo, señala el Tribunal “que aun y cuando hay alguna opinión  en la esfera de la doctrina científica que asimila en sus efectos el llamado leasing financiero a la compraventa a plazos con reserva de dominio, no parece posible predicar identidad de naturaleza entre ambas figuras, antes bien ya se entienda que el leasing constituye un negocio mixto en el que se funden la cesión del uso y la opción de compra con causa única, ora que se trata de un supuesto de conexión de contratos que deben ser reconducidos a unidad esencial, al parecer mas autorizado, y desde luego  mayoritario, lo conceptúa  de unidad esencial, el parecer más  autorizado, y desde luego mayoritario, lo conceptúa de contrato complejo y atípico, gobernando por sus especificas estipulaciones y de contenido no uniforme, lo que lleva a concluir que si no se prueba ala mediación de un acuerdo simulatorio en el que el leasing  opere como negocio aparente para encubrir como realmente querida una compraventa a plazos, lo que permitiría  la aplicación del articulo 2 párrafo 2°, de la Ley de 17  julio de 1965, habrá de ser excluida esta normativa como ajena que es a la intención y querer de las partes y no venir estructurando el arrendamiento financiero o leasing como si fuera una compraventa s de aquella modalidad, pues la finalidad económicamente perseguida por una y otra operación es distinta.” 

Las principales diferencias según JUAN LUIS SEGURADO LLORENTE en su libro “TODO SOBRE EL LEASING”, Editorial Vecchi 1989se sintetizan en los siguientes aspectos:  a)       En la venta a plazos, existe una transferencia en potencia del derecho de propiedad del bien, mienta que en el leasing este derecho está circunscrito solo a la utilización del mismo. b)       El pago inicial suele ser significativo en la venta a plazos  contrariamente al leasing en el cual no lo es, e incluso no es exigido.c)       En la venta a plazos, al termino del contrato se produce el traspaso  definitivo de la propiedad; en el leasing existen una serie de alternativas.  

Por ultimo y a fin de aplicar la inoperancia de comparación entre la venta a plazos y el leasing, la Ley 28/1998 de venta a plazos de bienes muebles, en el articulo 5° establece que quedan excluidos de la presente ley: 5° … los contratos de arrendamiento financiero. Sin embargo, queda destacar que los contratos de arrendamiento financiero se inscribirán en una sección del Registro de Venta a Plazos de Bienes Muebles.  

TERCERA TESIS.- Operación de Crédito, negocio fiduciario. Esta tesis parte del aspecto  financiero de la operación de leasing y concluye su naturaleza esencialmente crediticia, y ve en la adquisición por la entidad  de arrendamiento financiero una forma de garantía  basada en un negocio fiduciario.  Finalidad crediticia que: 

o         Aporta crédito para adquirir un bien escogido por usuario.o         Mantiene la propiedad como garantía.o         Exonera de responsabilidad como propietario.o         Cede a cambio las acciones al Cliente. La diferencia del leasing y del préstamo (STS 05-5-2000) es que “no hay transmisión de dominio, y en el préstamo, por consiguiente, lo relevante o trascendente, la razón de ser del contrato, es recibir dinero; se financia la empresa, mientras que en el leasing se financia directamente la adquisición del objeto.” 

CUARTA TESIS.- Contrato nuevo y atípico.  Esta es la tesis más difundida: “Es un contrato complejo y en principio atípico regido por sus específicas  disposiciones y de contenido no uniforme, que jurisprudencialmente es conceptuado como un contrato  con base a los principios de autonomía negocial  y de la libertad  que proclama el articulo 1255 del Código Civil” STS 20-7-2000. 

Del mismo modo, se confirma el criterio anterior en la sentencia Lo anterior lo confirma la sentencia del STJ 10-04-1981, cuando señala que: “… que su otorgamiento es posible en lícito ejercicio del principio de autonomía negocial y de libertad en la regulación del pacto proclamado en el art. 1255 del C. Civ. , que faculta a los sujetos para superar, a impulsos de las incesantes exigencias del tráfico económico, el elenco de esquemas o pautas contractuales previstas por el legislador, necesariamente limitadas, sin que ello comporte menoscabo de categoría dogmática alguna.” 

7. Régimen jurídico aplicable en España.  Como antes he señalado, las disposiciones relativas al leasing no se encuentran en un texto compilado y uniforme, sino todo lo contrario, ya que se encuentra regulado normativamente en artículos y disposiciones aisladas que a la hora de aplicarla a su interpretación deberá tenerlas en cuenta en su totalidad.  

Dicho esto, en principio debemos de acudir a:  1.        Disposición Adicional  7ª de la Ley 26/1988 de Disciplina e Intervención de las Entidades de Crédito. 

2.        Disposición Adicional 1ª de la Ley 28/1998 de Venta a Plazos de Bienes Muebles. 3.        Articulo 128 de la Ley 43/1995 del Impuesto sobre Sociedades. 

4.        Articulo 250. 1º, 11º de la Ley 1/2000 de Enjuiciamiento Civil. 5.        Articulo 56 y 90 de la Ley 621/000120 Concursal.

6.        Orden de 19 de  julio de 1999, Ordenanza para el Registro de la Venta a Plazo de Bienes Muebles. 7.        Resolución de la Dirección General de Registro y Notariado, 13 de Marzo, de 18 de febrero 2000, aprobando varios Modelos. 

8.        Instrucción de la Dirección General de los Registros y del Notariado, 3 de diciembre, por la que se desarrolla la Resolución 23-10-2001.  

8. Ventajas e inconvenientes del leasing financiero. De acuerdo a JORGE E. LAVALLE COBO Y CARLOS A. PINTO, en su libro el Leasing mobiliario “Régimen legal, Jurisprudencia nacional y extranjera, Formularios”. Editorial Astrea, buenos aires 1982, señala que las ventajas es la obtención de una financiación total, ya que el leasing permite obviar los pagos por cuenta que son de rigor en la compra de equipos por mensualidades, sobre todo cuando el propio material se utiliza como garantía para el vendedor, gravándolo con prenda sin desplazamiento a su favor. 

Otra ventaja es la propiedad del bien como garantía, y esto se aplica a cualquier calificación que se le dé al contrato ya que desde el punto de vista financiero la propiedad del equipo  tiene la función de garantizar el fiel cumplimiento del contrato. Así mismo, se menciona que otra de las ventajas principales del leasing es que el derecho de uso de los bienes pueden darse con el beneficio extraído de su utilización, siempre que el objeto del contrato sean equipos suficientemente rentables que así lo permitan, es el llamado principio “pay as you earn” Opina Lavalle Cobo-Pinto, que este elemento no es necesario introducirlo en el leasing, exigirlo sería introducir un esquema financiero de las empresas un factor de rigidez impropio del espíritu del leasing, cuyo campo quedaría arbitrariamente  restringido. Otra de las ventajas es la celeridad de los tramites, suele destacarse que el tramite de un leasing es ordinariamente  mas rápido que un préstamo normal, porque las sociedades de leasing no están sometidas a la legislación  sobre establecimientos  financieros y por que el bien se utiliza como garantía.  En la práctica la celeridad depende de dos factores: del objeto de la operación del leasing y la organización administrativa interna de la compañía de Leasing. Otra de las ventajas desde el punto de vista fiscal son:  En cuanto al Impuesto de Sociedades del arrendatario: 

Ø        Amortización acelerada de los activos objeto de los contratos de arrendamiento financiero:o         La parte de la cuota correspondiente a la carga financiera satisfecha a la entidad arrendadora tendrá en todo caso la consideración de partida fiscalmente deducible. o         La parte correspondiente a la recuperación del coste del bien será deducible para la determinación de la base imponible del IS con el siguiente limite:  

2*(Coste bien)*(Coeficiente de Amortización Sobre Tablas) o         El exceso del limite anterior (que no es fiscalmente deducible en el ejercicio del pago de la cuota) será deducible en los periodos impositivos sucesivos, con igual limite. 

En cuanto al Impuesto sobre el Valor Añadido: Ø        Consideración de prestaciones de servicios:o         Como excepción, se califican como entrega de bienes las operaciones de arrendamiento con opción de compra desde el momento en que el arrendatario se comprometa a ejercitar dicha opción.o         Se devenga el IVA por la parte de recuperación del bien de todas las cuotas  de arrendamiento pendientes. o         El devengo del IVA se vincula a la exigibilidad de las cuotas de leasing, con independencia de que el arrendatario haya efectuado el pago o no. Excepto si ha habido compromiso por parte del arrendamiento de ejercer la opción de compra. o         Tipo impositivo: 16% 

Otra de las ventajas, es la mejora del balance, ya que si el tomador contabiliza  tan solo los alquileres pagados como gastos de explotación, sin incluir los alquileres futuros en el pasivo de su balance, obtiene la ventaja de que aparecerá en ese balance un pasivo menor.  Por su parte, Luis Rojo Ajuria, editora Tecnos, 1987, en su libro “leasing mobiliario” además de las ventajas antes mencionadas, hace un listado de las ventajas en las que me concretaré a citar solo algunas de ellas, y son las siguientes:  

1.        La liberación del capital circulante y su emplea en inversiones de mayor productividad2.        Un eventual incremento de la posibilidad de la empresa de obtener nuevos medios financieros.3.        Dejar intactas las normales líneas de crédito bancario que disfruta la empresa.4.        Reducir al mínimo el peligro de endeudamiento excesivo.5.        Consentir una financiación a medio y largo plazo sin alterar la dirección y control de la empresa.6.        Permite la financiación del coste total del equipo y no solo de un porcentaje variado de aquel.7.        Aumentar la posibilidad de planificar la actividad teniendo que hacer salidas fijas en plazos fijos.8.        Hacer la operación a la medida de las necesidades de la empresa  arrendataria, según el contrato de financiación.9.        La posibilidad de obtener del proveedor del equipo un mejor precio de compra.10.     Evita la necesidad de vender el equipo cuando no se quiere o no se puede usarlo más.  En cuanto a los inconvenientes se citan los siguientes:  1.        Exige pagar una tasa de interés mayor de la que la empresa arrendataria podría obtener endeudándose normalmente.2.        En permitir deducciones fiscales solo ilusorias.3.        En imponer la obligación inderogable a la empresa arrendataria.4.        Reduce la elasticidad para disponer del equipo obsoleto  antes del final del contrato de leasing.5.        En dejar al arrendador el valor residual completo del bien arrendado al final del contrato.6.         Impedir a la empresa gestionar la política de amortización de los bien objeto del contrato.7.        Provoca a la empresa una menor  consistencia patrimonial.8.        Reduce la posibilidad de recurso al crédito  bancario por la menor disponibilidad en el activo de la empresa y por la ausencia de un derecho de propiedad sobre el bien objeto del leasing. 

9. Contrato de leasing

Como hemos señalado anteriormente, en el contrato de leasing concurren tres partes, la Sociedad de leasing que financia la operación conjunta, el proveedor que celebra el contrato de compraventa con el usuario del arrendamiento con opción de compra.  

También he dicho que  de acuerdo con la Sentencia de 26 de junio de 1989 (RJ/ 1989/4786) considera al leasing como un contrato complejo y atípico regido en base a principios de autonomía negocial y de la libertad que proclama el articulo 1255 del Código Civil, lo cierto es que debe reunir otros requisitos formales tales como:  1.        Por escrito de acuerdo a los modelos generales (impresos) los cuales incluyen las condiciones de carácter general del acuerdo. 2.        El objeto del leasing. 3.        La duración del contrato que será de dos años y de diez años, tratándose de bienes muebles e inmuebles, respectivamente.4.        Una contraprestación consistente en el abono de periódico de cuotas.5.        Opción de compra al termino del contrato a favor del usuario. 

En cuanto a la opción final del usuario señala JUAN LUIS SEGURADO LLORENTE en su libro “TODO SOBRE EL LEASING”, Editorial Vecchi 1989, que el usuario – arrendatario tiene la facultad de optar entre tres alternativas al termino del contrato: i)         Devolución del bien a su propietario ( sociedad de leasing)ii)       Compra del bien por un valor residual preestablecido.iii)      Acuerdo de nuevo contrato de arrendamiento (prórroga). 

En cuanto a la primera elección viene a ser la expiración púra y simple del contrato al no establecerse ninguna relación jurídica nueva entre las partes. Sin embargo esta opción no es muy ejercida en aquellos contratos que incluyen la opción de compra al final del contrato. La segunda opción, faculta al usuario para promover la celebración de un verdadero contrato de compraventa, cuyos elementos básicos y condiciones están expresadas y predeterminadas en el contrato de leasing. A este respecto, habremos de destacar la prefijación del precio de venta del bien, y el plazo  para que el usuario se pronuncie por la opción.La tercera opción al final del contrato de leasing permite prorrogar el arrendamiento por otro periodo cuya duración y condiciones es acordada por las partes antes de la finalización del plazo inicial. Habrá que tener en cuenta que las cuotas del antiguo arriendo ya han sido amortizadas íntegramente, por lo que en caso de renovar del contrato habrá que solicitar una reducción del precio.  El Profesor Ignacio Farrando Miguel, en el Curso de Contratos Mercantiles organizado por el Colegio de Abogados de Barcelona (29 de abril al 3 de julio de 2003), señaló que en cuanto a as obligaciones de las partes, se puede concretizar lo siguiente:  

1.        Entidad de Leasing:§          Adquirir el bien conforme a las indicaciones y cederlo al cliente.§          La entidad no compra hasta que no dispone de compromiso irrevocable del cliente.§          La existencia de instrucciones del cliente determina la liberación de responsabilidad por inidoneidad.§          La compraventa del bien es jurídicamente independiente del contrato de leasing aunque se vincule por esas instrucciones.§          El incumplimiento de las indicaciones permite resolver el contrato de leasing aunque haya acta de recepción y conformidad. §          La cesión del bien se hace directamente por el proveedor. 2.        Del Cliente: §          Recepción del Bien, examinar el bien y aprobar la mercancía o denunciar defectos (art. 336 Código de Comercio). 

§          Pago de Cuotas. -          Obligación principal que no es la contrapartida al disfrute del bien. -          Cuotas conforme  a la tabla de vencimientos:a)       Cuota de amortización del bien. b)       Intereses (fijos o variables)c)       Comisionesd)       Gastos de formalización e inscripción en RVPBMe)       IVA §          Correcta explotación del bien.-          Evitar depreciaciones anormales.-          Deber general de información al arrendador.-          Deber de información a terceros de su condición de no propietario. 

§          Obligación de aseguramiento.-          La regla general es que los hechos que afecten a la utilidad o valor del bien no afectan al derecho de cobro de la entidad, los riesgos se distribuyen de la siguiente manera: riesgo de impago (entidad) vs. Riesgo de perecimiento del bien (usuario).-          Asegurar el bien para mantener la garantía.-          Compromiso de destino de la indemnización. §          Devolución del bien o ejercicio de la opción.-          Obligación derivada de su condición de arrendatario con gastos a cargo del cliente.-          Falta de devolución: Cláusula penal por importe de la última cuota       << siempre es moderable por el Juez >>-          Opción de compra: elemento esencial del Leasing.-          Opción de compra sin prima. 

3.        Del Proveedor.§          Respetar los pactos previos, (facturas proforma).§          Entrega del bien.-          Normalmente se entrega directamente al cliente.-          La entidad no confiere comisión de compra ya que compra para sí.-          Entrega la totalidad del bien, inclusive la documentación del mismo.  §          Obligación de Recompra.-          Es normal pactar una recompra por el proveedor para casos de incumplimiento o no ejercicio de la opción.-          Se podría considerar como una compraventa futura sujeta a condición suspensiva. 

 10. Planteamiento del problema. Es común encontrar controversias fiscales en materia de leasing, ya que como anteriormente se ha mencionado es una relación tripartita en el que participan tanto la entidad de leasing, el cliente y el proveedor. Pues bien, alrededor de esta esfera jurídica, en el que nacerán derechos y obligaciones para las partes que participan en esta relación contractual, se ha planteado la necesidad de aclarar ante diversas sentencias del Tribunal Supremo (15/03/95, 01/07/02, RJ 1997/234 y RJ 1997/351 entre otras) si mediante una entidad financiera se adquieran bienes, sean muebles o inmuebles, puede ser sujeto el cliente o arrendatario financiero de alguna exención fiscal que conforme a la legislación tributaria correspondiente tenga derecho.  Hay que recordar que estamos ante la celebración de dos contratos. El primero de ellos es un contrato de compraventa celebrado  entre la entidad financiera y el vendedor del bien mueble o inmueble. El segundo contrato que ha de formalizarse es un contrato de cesión de uso de ese bien por parte de su propietario a la entidad financiera, a favor del arrendatario financiero en donde se hace constar en el instrumento contractual, la opción de compra sobre el bien objeto del contrato.  

Posición de la autoridad.  Los argumentos comúnmente esgrimidos por la autoridad fiscal para limitar la exención al contrato de arrendamiento financiero se pueden resumir en los siguientes puntos:  

1.              El sujeto pasivo en el contrato de compraventa es el comprador, así pues, el sujeto pasivo es la entidad financiera (los bancos, las cajas rurales y cooperativas de crédito y los establecimientos financieros de crédito) y no el cliente o arrendatario financiero. Lo anterior significa que tanto el IVA como el ITP y AJD o cualquier impuesto que al efecto proceda de la operación de compraventa  ha de venir satisfecho por el comprador.  2.              La autoridad entiende que ningún pacto privado contenido en el contrato de Leasing,  ha de entender como modificadas las obligaciones tributarias a cargo del sujeto pasivo, es decir, para Hacienda, el sujeto pasivo viene determinado por Ley y esto no puede alterarse por medio de pactos privados.  

3.              Es común encontrar en la legislación Tributaria que a fin de ser sujeto de otorgamiento de la exención, es necesario cumplimentar o al menos situarnos en la hipótesis que establece la Ley, tal y como se previó en la norma citada por la autoridad fiscal en la Sentencia ST 15/03/1995,  en donde se exigía a fin de que se le otorgara la exención a la importación definitiva, lo siguiente: a) Que se destinen a ser utilizadas exclusivamente por compañías dedicadas esencialmente a la navegación  aérea internacional, y b) que la importación  cumpla las condiciones o requisitos  exigidos por las normas de desarrollo de la Ley del Impuesto y los demás establecidos por las disposiciones aduaneras.  El Tribunal Supremo  ha interpretado lo siguiente:  

I.                     La exención puede aplicarse con independencia a la adquisición directa del cliente o arrendatario financiero.II.                    La exención se funda en el destino efectivo del bien objeto del leasing y no en la titularidad de la misma. La interpretación de la Sentencia del TS 15/03/1995 es muy importante ya que rompe con el esquema general del “sujeto pasivo en las obligaciones tributarias” y se centra en la finalidad del destino que se le dé al bien con independencia de quien lo haya adquirido.III.                  La explicación que da el Tribunal Supremo en la anterior sentencia acerca de la mecánica del arrendamiento financiero, aclaró que el hecho de que se adquieran  bienes muebles o inmuebles sin financiación, concretamente bajo un leasing, la adquisición hubiera estado exenta de los impuestos correspondientes, ésta postura no puede prosperar.  

Conclusión: La autoridad fiscal no puede examinar el negocio jurídico del leasing como un solo contrato o como dos contratos separados e independientes entre si, ya que en múltiples sentencias se ha establecido de que se trata de un contrato complejo y en principio atípico regido por sus propias disposiciones y de contenido no uniforme y en base a los principios de la autonomía de la voluntad que proclama el articulo 1255 del Código Civil, por lo que la Autoridad Fiscal deberá atender a la finalidad del contrato, a la esencia de la financiación como medio para la adquisición de bienes muebles o inmuebles y no simplemente a la posición del sujeto pasivo en el hecho imponible de la norma tributaria, ya que en ocasiones sucede que donde la ley no distingue tampoco debemos distinguir << Ubi lex non distinguit, nec nos distinguere debemus >>.


[1] Todas estas entidades están sometidas bajo la supervisión del Banco de España y su normativa es la ley 26/1998 sobre Disciplina e Intervención de las Entidades de Crédito.

About these ads
Categorías:Autónomos, Empresa, Ley, Sociedades
  1. reyes
    septiembre 11, 2009 en 2:58 pm

    Me han entregado la reserva de dominio de un leasing ya liquidado ,que solicite al banco que me lo concedio y el mismo me ha hecho incapie que un notario tiene que reconocer la firma.

    ¿ Quien tiene la obligación de presentarlo ante notario el banco o yo?

  2. luis arroyo merino
    septiembre 4, 2009 en 7:49 am

    mi empresa funciona mal devido alos tiempos que estamos pasando y no puedo pagar las cuotas del leassing , que problemas tendre

  3. Luis Rodrigo Gallardo Montenegro
    enero 23, 2008 en 12:17 pm

    Preciso de favor una mayor informacion tanto para vehiculos de transporte de personas como equipos y maquinaria de hospital

  4. Harry
    agosto 14, 2007 en 3:08 pm

    Arendamiento financiero

  1. No trackbacks yet.

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 945 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: